fbpx
Revista Salvador

“La mecánica cuántica dice que nada muere”

Victoria Moxey, vive en Sidney, Australia, donde se desempeña como encargada de Desarrollo Económico del Sector Tecnológico para la economía de la ciudad, pero nació en Buenos Aires y hoy se encuentra en uno de los equipos de investigación más avanzados del mundo para el desarrollo de una computadora cuántica.

Moxey, que estuvo vacacionando en el norte argentino, es fundadora y directora de la compañía Urban Walkabout y es Master’s of Journalism and Mass Communication in electronic media en The University of North Carolina at Chapel Hill, Estados Unidos.

Con las computadoras cuánticas hay una carrera internacional, como quién llegaba primero a la luna en los 60, pero mucho más compleja…

Totalmente. Hay una gran carrera internacional basada en empresas, grandes corporaciones como Google, IBM, Intel y muchas más. Hoy en día hay como 12 teorías diferentes de cuál va a ser la mejor manera de crear una computadora cuántica, pero hay tres que son las más interesantes; una basada en Estados Unidos y otra en Australia.

¿Hay mucha expectativa o hay expectativas sobrevaloradas?

Yo creo que depende con quien hablas. Si hablas con físicos que entienden exactamente el poder de lo que es la mecánica cuántica, hay muchas expectativas de una revolución única en la historia del mundo porque la capacidad que tendría una computadora basada en mecánica cuántica es millones de veces más grande que lo que existe hoy en día con una computadora clásica. Todavía es teoría. Hasta que no sea realizable va a ser difícil saber si es puro cuento o es realidad.

Pero se está trabajando mucho y han conseguido avances importantes…

Han conseguido avances importantes y es controlar a lo que se llama un Qubit y hoy en día me parece que se están controlando hasta 12 en un circuito computacional. Pero la carrera es para lograr una que esté basada en un mínimo de 50 Quibit, para crear una computadora que es muchas veces mejor de lo que tenemos con las computadoras clásicas.

Al principio estas computadoras van a ser netamente científicas. Pero después van a servir para el clima, las finanzas y también para la guerra…

También, sí. Las computadoras cuánticas van a servir para resolver problemas complejos que no pueden resolverse con las computadoras clásicas por la cantidad de data que hay que resolver. Como la computadora clásica está basada en un sistema binario, llevaría años y millones de computadoras para tratar de resolver un problema complejo como por ejemplo para Fedex: tengo 500 lugares diferentes en donde tengo que repartir cartas. ¿Cuál es la ruta más óptima? Una computadora cuántica podrá resolver eso en un instante.

Una computadora de estas características, va a marcar mucha más diferencia entre países ricos y pobres, desarrollados y no…

Completamente. Va a ser una ventaja competitiva impresionante por el tema de cantidad de data que una computadora cuántica puede resolver. Imagínate que todo lo que es inteligencia artificial que es la tecnología que hoy en día está revolucionando todos los sectores de la economía, una inteligencia artificial basada en computación cuántica va a llevar a esas compañías mucho más lejos.

Esta ventaja también es bastante peligrosa por el desnivel que puede llegar a producir entre los países…

 Sí. Si hoy en día estamos hablando que los Gobiernos no pueden seguir el paso de los avances tecnológicos. El gran problema que tenemos es que no podemos regular los avances tecnológicos al tiempo que necesitamos y terminamos con problemas como, por ejemplo, con Facebook. Si ingresamos a un mundo cuántico, a donde el tiempo va a ser pero millones de veces más rápido, los cambios van a ser mucho más rápidos ¿qué va a pasar con la parte de regulación? ¿De quién es el futuro?

Da la sensación que un mundo netamente newtoniano, las cosas eran ordenadas y ahora me tengo que acostumbrar a que las cosas no eran así…

Y sí. Los físicos que están trabajando en una computadora cuántica piensan de una manera completamente diferente porque ya no piensan de una manera binaria. Y el día que tengamos una computadora cuántica en nuestro hogar y nosotros empecemos a pensar diferente ¿será el mundo mejor si llegamos a ese lugar?

¿Qué beneficios inmediatos vamos a tener?

Hay muchos beneficios de lo que es una computadora cuántica en el mundo, por ejemplo, el tema de una medicina individual, que hoy en día es azar. El tema de que se pueda llegar con la computación cuántica a un punto en donde la medicina es especialmente creada para mi cuerpo y para lo que está mal, es increíble pensar en eso.

Con una computadora digital, ningún sistema de seguridad actual es irrompible. Pero la computación cuántica nos puede dar un sistema de seguridad para todo lo que es la data personal que sería inviolable. Hay cosas muy positivas de todo lo que es y podría llegar a traer al mundo. El tema es en que manos va a estar y que país lo va a hacer primero.

¿Cuánto crees que puede cambiar el mundo todo esto? 

Por todas las conversaciones que tuve con los físicos que están trabajando en este tema, no nos podemos ni imaginar el cambio que va a traer la computación cuántica a nuestro mundo, por el solo hecho de que el tiempo de cambio y avance va a ser tan instantáneo.

Por ejemplo, alguien que nace en 1910 vio cambios en toda su vida, imagínate ver esos cambios en un año. Imaginen una vida de ese tipo de cambios que pueden pasar mucho más rápido de lo que hayan pasado antes.

En los últimos años hubo un crecimiento muy fuerte de las creencias, de las religiones, de los cultos, porque la tecnología avanza mucho más rápido que lo que avanza el ser humano en cuanto a su toma de conciencia y forma de entender el mundo y siempre trata de volver al pasado porque es lo que conoce. ¿Esto profundiza? ¿Va de la mano? Porque hoy la mecánica cuántica está para resolver problemas gigantescos, pero también algún día se usará para conseguir novios, o mandar mails…

Es a donde nos va a llevar la tecnología de acuerdo a para que la quiere utilizar el ser humano. Estamos hablando de resolver problemas complejos y científicos, pero esa es la primera fase, como lo fue también con las computadoras clásicas cuando fueron inventadas. La fase dos y la fase tres van a ser computación cuántica dirigida a  la vida de todos los días nuestra, desde el consumo, la salud hasta entretenimiento y amor.

¿Qué te alegra y que te preocupa de esto?

Me fascina la idea de vivir en un mundo completamente nuevo y ser protagonista de un momento revolucionario. Eso me alegra porque me parece que va a haber muchas oportunidades de crear un mundo mejor, sobre todo con la salud; me parece increíble pensar en un día donde podamos erradicar las enfermedades y poder hablar de vivir una vida saludable hasta el día en que nos morimos.

Lo que me asusta, es con todas las noticias que vienen de China, con el crédito social por ejemplo, que es lo que están haciendo ahora y en donde se utilizan cámaras para todo, el Gran Hermano, y me asusta el poder que este tipo de tecnología le puede dar a un Gobierno.

Hay una cuestión que preocupa mucho y es que tenemos que acostumbrarnos a que no existe el tiempo real y que el espacio también es relativo. El tiempo al no existir, ¿significa que somos inmortales y no nos damos cuenta?

La mecánica cuántica dice que nada muere, todo se transforma. Es muy interesante. No existe la muerte según esta teoría.  Nada desaparece y todo está presente; y que sólo existe el presente.

También presenta la idea de que ves lo que querés ver…

Sí. Eso es tremendo; que el observador sólo observa lo que quiere ver.

¿Por qué Australia está tan interesada y porqué tanto desarrollo?

Australia tiene unas Universidades con mucho foco en investigación. Estados Unidos también, pero también hacen foco en la comercialización.  Para Australia siempre el foco fue más en investigación, lo que significa que es uno de los países en donde tiene más científicos que encuentras revoluciones científicas, vanguardistas. Uno de esos sectores es la física y por el hecho de que hay tantos físicos en investigación en Australia, cuando reconocieron el potencial que existe en un futuro cuántico, fue cuanto físicos como Michelle Simons, que es la vanguardista en la carrera. Para lo que es la primera computadora cuántica en Sidney, el Gobierno puso mucho dinero detrás de este tipo de investigaciones, no sólo el Gobierno, sino también las Universidades.

¿Cuándo empezaremos a ver los frutos de este esfuerzo?

Ya hay frutos simples, porque cuando hablamos de una computadora, estamos hablando de utilizar la mecánica cuántica para cualquier cosa. Pero en realidad, ya hay frutos en donde estamos utilizando comercialización de mecánica cuántica para algoritmos específicos. Es decir, que si es un problema específico se puede utilizar un circuito menor para resolverlo. Esto significa que está comprobado que funciona. Ahora el tema es controlar 50 qubit y poder crear un sistema mucho más grande que el que tenemos ahora.

¿Cuándo llegaremos a los 300 qubit?

Según Michelle, siendo conservadora, para el año 20 o 25 y en realidad dice que quizás antes. Y según otros, en un año ya vamos a estar con la primera computadora cuántica.

¿Cómo llegaste a estar en el corazón de esta innovación y qué sensación te genera?

Yo trabajo para la ciudad de Sidney y soy la encargada de Desarrollo Económico del Sector Tecnológico para la economía de la ciudad. Como saben todos, hay una gran carrera de las ciudades para ser las 10 primeras ciudades que crean tecnología porque el futuro económico va a estar basado en los creadores de tecnologías.

Hoy en día somos el número 17 como ciudad. Queremos llegar a ser una de las primeras 10. Entonces hay un foco muy grande en la ciudad para que el sector tecnológico sea creador y no consumidor de tecnología. Entonces yo trabajo con gente que está comercializando robótica, inteligencia artificial, fintech que es tecnología para finanzas, medicina, genética. Y en toda esta carrera y conversación con todos los empresarios que están trabajando y comercializando tecnología, me encontré con físicos que están empezando a comercializar lo que es la mecánica cuántica.

Entraste a un mundo nuevo y extraño…

Cuando entré en tema no entendía nada porque es muy complicado de entender, pero es fascinante. Una vez que uno empieza a leer sobre mecánica cuántica, juro que parece ciencia ficción pero es real y es ciencia. Y no es tan nuevo, es del siglo pasado, pero es tan complicado de explicar que no mucha gente lo habla y muchísima gente no sabe que existe.

Es extraño pensar cómo será trabajar con esta nueva tecnología…

Va a haber tantos trabajos para físicos que sean capacitados en mecánica cuántica en el futuro, que otras de las cosas que dice Michelle es que tenemos que empezar a contarles a los chicos que significa la mecánica cuántica y que empiecen a entender que existe la posibilidad de una carrea en eso porque va a haber mucha oportunidad en eso en los próximos 5 o 10 años.

Mi hija estudia geología y me explica que uno de los problemas que tienen es crear un modelo por ejemplo de volcanismo, es tan complejo que no dan abasto con las computadoras…

En el modelaje es una de los sectores en donde sería muy utilizable una computadora cuántica porque es un problema complejo. Hay que volcarse a la física.

Relacionadas

“El aborto siempre es una tragedia”

c1411224

“Yo aprendí que son más importantes los afectos que los éxitos”

bernardo berri

“Los Kirchner han lastimado el concepto de derecho humano”

c1411224